Pre-boda en 600 por el Penedès

Edu y Jésica son una pareja que quieren una boda original y diferente y naturalmente tambien querían unas fotografías de pre-boda únicas, divertidas y románticas

Nos gusta cuando las sesiones de pre-boda son en un entorno familiar o relacionado con las aficiones de la pareja, ya sea en la playa, por las calles de la ciudad, en bicicleta en un parque de atracciones, en el campo, en el bosque...

Esta pareja de novios tiene como afición el Seat 600. Y no uno, sinó dos Seat 600. Uno que había competido hace unos años, que forma parte de la vida de Edu (y su familia) y que es una de sus pasiones, y el otro, el que conduce Jésica, es el mismo modelo en la versión actual. 

La ilusión y la alegría de esta pareja es contagiosa. ¡Qué más podemos pedir!

 

Añadir nuevo comentario